¿Qué es el polietileno de baja densidad PEBD / LDPE?

¿Qué es y cómo se obtiene? Se conoce como polietileno de baja densidad a un polímero termoplástico de la familia de los olefínicos, formado por múltiples unidades de etileno. También es frecuente verlo nombrar por sus siglas en español (PEBD, o polietileno de baja densidad) y en inglés (LDPE, o Low Density Polyethylene).

foto

La principal diferencia entre este y el polietileno de baja densidad es, precisamente, la densidad molecular de cada uno. Mientras que las moléculas del polietileno de alta densidad apenas presentan ramificaciones, el polietileno de baja densidad está formado por estructuras muy ramificadas, que le confieren una menor densidad.

Características y propiedades

foto

Si bien el polietileno de alta densidad se caracterizaba por su gran rigidez y resistencia, el punto fuerte del polietileno de baja densidad es, sin duda, su flexibilidad. A ella se unen otras cualidades como una buena resistencia tanto al impacto como a altas temperaturas y a sustancias químicas.

Se trata de un material de color lechoso que, dependiendo de su espesor, puede llegar a ser casi transparente. Esto hace que sea difícil imprimir, pintar o pegar sobre él. En cambio, es un material muy fácil de procesar mediante métodos como inyección o extrusión.

Además, el polietileno de baja densidad PEBD/LDPE es un material reciclable. Se le asigna el Código de Identificación Plástico 4.

Aplicaciones y usos

La flexibilidad que caracteriza al polietileno de baja densidad PEBD/LDPE lo convierte en un material ideal para la fabricación de bolsas y sacos de plástico (tanto de supermercado como de basura) así como para la elaboración de film transparente, tanto doméstico como industrial.

Otros objetos en cuya elaboración se utiliza este material pueden ser tuberías, juguetes, cables, envases y tapones de plástico, cartones de leche (como una de las capas aislantes), envases para detergentes y otros productos químicos, piezas de automóviles, etc.

Es muy frecuente encontrar envases para el sector cosmético y el sector sanitario elaborados con polietileno de baja densidad PEBD/LDPE.Las propiedades del polietileno de alta densidad HDPE/PEAD lo hacen idóneo para fabricar objetos tan variados como tuberías, garrafas de productos de limpieza, tapones de envases de todo tipo o mesas y sillas de plástico.

Para más información sobre el plástico y mucho más, aquí.